martes, 13 de abril de 2010

Liberado el médico secuestrado en el Congo

Esta tarde hemos tenido una buena noticia y ha sido la liberación del médico aragonés Mario Sarsa que permanecía secuestrado, desde el pasado 1 de abril, en el norte de la República Democrática del Congo.

Parece ser, según fuentes del Ministerio del Interior, que el Dr. Sarsa fue liberado por los miembros del Ejército congoleño, se encuentra en perfectas condiciones físicas y será trasladado a la capital congoleña, Kinshasa.

Mario Sarsa se encontraba en el Congo disfrutando de unos días de vacaciones y viajaba en una embarcación fluvial cuando fue atacada por miembros de la rebelde etnia enyele, todo dentro de la misma operación que los rebeldes llevaron a cabo en la ciudad de Mbandaka y en la que fallecieron 36 personas.

Me alegro enormemente que la situación haya tenido un final feliz y que pronto se encuentre nuevamente en casa y deseando que lo pasado sólo haya sido “un mal sueño”.

A raíz de esta noticia, vamos a ver quienes son los ahora famosos “rebeldes enyeles” que hasta hace unos días eran unos perfectos desconocidos.

El noroeste de la República Democrática del Congo es una zona repleta de estanques en la que únicamente es posible moverse mediante pequeñas embarcaciones fluviales y está considerada como una de las más peligrosas del corazón de África.

En ella se asientan dos etnias rivales: “los enyele” y “los monzaya”, enemigos declarados y rivales por el control de los estanques peces. Las relaciones entre ambas etnias son irreconciliables y ya vivieron graves y sangrientas situaciones con terribles matanzas en los años cuarenta y sesenta del siglo pasado. A comienzos del año 2009, en la ciudad de Dongo, se enfrentaron miembros de las dos etnias. A los pocos meses los enyele matan a varios policías en la misma ciudad y fue el conato de una escalada de violencia que provocó el éxodo de más de 70000 refugiados en el vecino Congo. Muchos murieron intentando huir del infierno en que se convirtió la ciudad de Dogo. Cuando llegaron los «cascos azules» de la Misión de la ONU en el Congo, se encontraron con cuadro desolador: la ciudad completamente destruida y llena de cadáveres por todas partes.

A partir de ese momento, los enyele crearon un grupo rebelde, se hacen llamar el «Movimiento de Liberación Independiente de los Aliados» o también los «Patriotas Resistentes de Dongo» que, al igual que otros grupos rebeldes de la zona, se enfrentan al Estado con gran virulencia.

Su forma de operar es la misma de todos los grupos rebeldes africanos: guerrilleros, uso de niños soldados entrenados para saquear, violar y asesinar sin piedad alguna. Su líder, Ibrahim Mangbama es un iluminado que dice poseer una espada mágica con la que transmite poderes a sus soldados, además tiene la creencia de que las cabelleras y el vello de sus prisioneros, por ello les rapan y afeitan todo el cuerpo, multiplica su fuerza y protege en la batalla, pues se hacen con ellos colgantes y amuletos mágicos. Esta fuerza es mayor si se trata de prisioneros blancos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario