lunes, 12 de abril de 2010

El influjo del dinero

He leído, en la edición digital de El Mundo, una noticia que no deja de ser curiosa ya que al leerla me he acordado de la serie, que hace unos días dieron en una televisión, “El Gordo” en el que a una familia le tocan 18 millones de € en la lotería primitiva y casi les destroza la vida.

Pues bien, en el caso de este personaje, es él mismo quien se la destroza. A Michael Carroll, un basurero de 26 años, le tocaron el la lotería nacional británica la friolera de 11 millones de €. Ocho años después su fortuna se ha quedado en nada y vive con una prestación de 48 € diarios (42 ₤).

El dinero se lo gastó en drogas, prostitución, joyas, apuestas y todo tipo de excesos. Tenía un Mercedes negro al que le puso la leyenda «Rey de los Macarras». Decía que en esa época "solo pensaba en tres cosas: sexo, drogas y oro".

Carroll se gastaba más de 2000 € diarios en drogas, su esposa le dejó, harta de sus excesos, llevándose a la hija de ambos, en prostitutas se dejó más 110000 €, llegando a esatr con cuatro al día. Daba fiestas en su mansión de Downham, Norfolk de más de 370000 €. Perdió un millón de libras apostando a carreras de caballos y perros. Otro millón lo invirtió en su equipo, los Rangers. Todos a su alrededor se aprovecharon de él. El año pasado se gastó sus últimas 400.000 libras, que obtuvo con la venta de sus coches. Lo echaron de su mansión, a la que no ha vuelto, y ahora vive en una casa mucho más modesta.

Carroll que ha contado su historia al Diario británico Daily Mail afirma: "he vivido la buena vida, pero lo que quiero ahora es mi antiguo trabajo y un salario normal, haré cualquier cosa por ganar una o dos libras".

No deja de ser un caso más de cómo una persona es capaz de perder completamente el sentido de su vida por influjo del dinero. ¿Qué tendrá el dinero que es capaz de cambiar las conciencias de tal manera que uno se vuelve irreconocible? Lo cierto es que se produce un cambio radical en la vida de un individuo que de la noche a la mañana se convierte en multimillonario y lo verdaderamente difícil es saberlo llevar. Muchos son los casos de personas que tras ganar un montón de millones cayeron en desgracia y todos dicen lo mismo “desearía no haber ganado nunca”. Y tú, ¿serías capaz de llevarlo bien?.

No hay comentarios:

Publicar un comentario